Foto por Russ Ward en Unsplash

Hoy venimos a explicar un poquito uno de nuestros cortes que realizamos en nuestras instalaciones, el corte por plasma, que, aunque no lo creas, sólo necesita de electricidad y aire comprimido para realizar un corte de metal muy preciso y rápido. El funcionamiento conlleva ingenio, astucia y poder, con estos ingredientes se logra la maquinaria para llegar casi al doble de rápido de la velocidad del sonido y subir a temperaturas casi al doble de caliente a la superficie solar. En Láminas y Cortes Bucaramanga nos encanta explicar y esclarecer procesos de ingeniería para enseñar a nuestros lectores los diferentes cortes tradicionales y CNC con los que sacamos adelante todos los proyectos que entran por nuestra puerta, así que ¡vamos a ello!

Paso a paso

1. La corriente alterna llega al transformador y rectificador, logrando así convertirla en continua, por este mismo conducto pasa el aire comprimido, ambos sin hacer contacto ni mezclarse.

2. Al salir del conducto del paso 1, tanto corriente como aire llegan a la antorcha y la magia, más concretamente ocurre aquí, la antorcha está constituida de un canal, dentro de este hay una pieza cilíndrica de metal, la cual juega el papel de electrodo negativo, a su vez, hay paredes cargadas positivamente, (esta diferencia de polaridad es esencial para la creación del plasma).

3. El aire comprimido llena los espacios de las paredes tanto internas como externas del canal de la boquilla, mientras que la corriente eléctrica llega directamente al electrodo, la cuál se atrae con la carga positiva de las paredes, esta corriente eléctrica salta de un lado a otro generando un arco.

4. Como el aire comprimido está en medio de las paredes, se excita tanto y tan violentamente que deja de ser gas y se convierte en una mezcla hiper energética de iones positivos y electrones libres, ¡se convierte en plasma!

5. Esta nube de plasma aún estática, está esperando a salir para realizar el corte, acá entra en juego el terminal de carga positiva conectado a la pieza de metal, la cual la convierte también en positiva, cuando la antorcha se acerca a la pieza de metal, la cual ofrece una superficie más grande que los lados del canal, por ende, el arco eléctrico de plasma salta a la superficie metálica.

6. El plasma sale disparado cerca a los 2 mil kilómetros por hora y aproximadamente a 10 mil grados centígrados con lo que literalmente funde e incluso ¡vaporiza el metal!, el metal fundido sale expulsado gracias a las corrientes de aire que se encuentran a los lados del canal, generando así, un corte limpio y preciso, usando sólo aire y electricidad.

Como ves, hay mucha ciencia detrás de la realización de un corte a través de plasma y cómo no dedicarle un post a uno de nuestros servicios estrella, acá en Láminas y Cortes Bucaramanga puedes contar con nosotros para realizar tus proyectos con la mayor de las precisiones y teniendo la certeza de nuestras garantías de cumplimiento y cabalidad. Contáctanos.

WhatsApp chat